cibernoticias EXPRESS

La cara oculta de las noticias

Dos mil jordanos piden en Ammán reformas profundas en la Constitución

JORDANIA | Tras el rezo del viernes
Dos mil jordanos piden en Ammán reformas profundas en la Constitución

El motivo de la protesta de hoy es que los manifestantes consideran que las enmiendas que se van a proponer a la Constitución no responden a las demandas del pueblo de adoptar una monarquía constitucional con Ejecutivos que salgan de mayorías en el parlamento.

 
  EL UNIVERSAL
viernes 29 de julio de 2011  09:53 AM

Ammán.- Unos dos mil jordanos salieron hoy a las calles de Ammán tras el rezo musulmán del viernes para pedir reformas profundas en la Constitución. 

La manifestación, convocada por el grupo Hermanos Musulmanes jordanos y sus aliados en la oposición, comenzó en la Gran Mezquita de Huseini y acabó en la plaza Najil, en el centro de la capital, donde el pasado día 15 diez periodistas fueron golpeados por la Policía, reseñó Efe. 

Los participantes en la protesta cantaron lemas y portaron pancartas que decían “la gente quiere la reforma del régimen” y “el pueblo quiere justicia social”. 

Los manifestantes también criticaron las agresiones a periodistas por parte de las fuerzas de seguridad y la permisividad del Gobierno con la corrupción. 

Uno de los activistas, que pidió el anonimato, dijo a Efe que el motivo de la protesta de hoy es que los manifestantes consideran que las enmiendas que se van a proponer a la Constitución no responden a las demandas del pueblo de adoptar una monarquía constitucional con Ejecutivos que salgan de mayorías en el parlamento. 

Se espera que la próxima semana se hagan públicos oficialmente los cambios propuestos por un comité de expertos para modificar la Carta Magna. 

El Frente de Acción Islámica, brazo político de los Hermanos Musulmanes, además de otros seis partidos de tendencia izquierdista y una decena de movimientos de jóvenes, están presionando para que se vuelva a la Constitución de 1952, que recogía que Jordania era una “monarquía parlamentaria”. 

También se registraron hoy protestas en otras ciudades como Tafileh, Karak, Irbid y Mafraq.

http://internacional.eluniversal.com/2011/07/29/dos-mil-jordanos-piden-en-amman-reformas-profundas-en-la-constitucion.shtml

29 julio, 2011 Posted by | JORDANIA | | Deja un comentario

REVUELTAS ARABES.- ORIENTE MEDIO.- 14 ABRIL 2011

Las promesas de reformas no logran acallar la protesta en Siria

La policía reprime a los manifestantes en Deraa, cuna de la revuelta

ENRIC GONZÁLEZ – Jerusalén – 29/03/2011

  • El régimen sirio parece encallado en la duda. No deja de prometer reformas y libertades, pero dispara a quienes las piden.

Ayer volvió a anunciarse que el presidente Bachar el Asad estaba a punto de pronunciar un discurso en el que aboliría el estado de excepción vigente desde 1963.

Eso no cambió la situación en Deraa, donde los manifestantes volvieron a salir a la calle y volvieron a ser reprimidos con disparos y gases lacrimógenos.

Desde el inicio de la revuelta, hace 10 días, han muerto al menos 61 personas.

    El vicepresidente, Faruk el Shara, declaró que el presidente El Asad aparecería en televisión en los próximos dos días para anunciar medidas que, según él, agradarían y tranquilizarían a los sirios.
    No ofreció ningún otro detalle. La asesora presidencial Buthaina Shaaban aseguró el sábado que el estado de excepción tenía las horas contadas y que la liberalización del régimen era cosa hecha; ese mismo día murieron 12 personas en la ciudad costera de Latakia, por disparos de las fuerzas de seguridad.

Los diplomáticos extranjeros en Damasco coincidían en opinar que El Asad aún no había decidido si comparecer ante los ciudadanos y conceder algunas de las reivindicaciones de los manifestantes, o sofocar la revuelta a sangre y fuego.

Su padre, Hafez el Asad, no dudó en matar entre 10.000 y 20.000 personas en 1982 para aplastar una rebelión islamista centrada en la ciudad de Hama, y permaneció en el poder 18 años más, hasta su muerte.

Los expresidentes de Túnez y Egipto, en cambio, cedieron a la presión popular, uno en enero y el otro en febrero, y cayeron en menos de una semana.

El Asad no solo sufría la presión de los sirios. Después de que Washington y numerosas capitales europeas le instaran a dejar de ametrallar a su gente y abrir un diálogo nacional, ayer fue el primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, quien le pidió que “escuchara la voz de su pueblo”.

Erdogan es un estrecho aliado de El Asad y evita que Siria se quede a solas con Irán y la milicia libanesa de Hezbolá, lo que le otorga una especial influencia.

El primer ministro turco reveló que había hablado dos veces por teléfono con El Asad durante el fin de semana. “Me dijo que estaba preparando el levantamiento del estado de excepción para satisfacer a los manifestantes y que también preparaba medidas sobre partidos políticos; esperamos que esas medidas se apliquen realmente y no se queden en simples promesas”, explicó Erdogan. “No recibimos una respuesta negativa cuando le pedimos que escuchara la voz de su pueblo”, añadió.

La agencia oficial siria difundió que El Asad había recibido llamadas de apoyo del rey Abdalá de Arabia Saudí, del rey Hamad Bin Isa al Jalifa de Bahréin (que utiliza tropas saudíes para reprimir a los manifestantes chiíes), del presidente iraquí, Jalal Tabalani, y de diversos emires y jeques, todos ellos, según la agencia, animándole a derrotar “la conspiración contra la seguridad y la estabilidad de Siria”.

La versión oficial del régimen sirio consiste en que las manifestaciones son fruto de una “conspiración” y que no son las fuerzas de seguridad las que disparan sobre la multitud, como confirman centenares de testigos, sino misteriosos grupos armados que desaparecen sin dejar rastro.

Las protestas resucitan la tensión sectaria en Jordania

Crece la brecha entre la población de origen palestino y los transjordanos

ANA CARBAJOSA – Ammán – 01/04/2011

  • La muerte de un manifestante y las heridas causadas a más de un centenar de jordanos durante una sentada, en la que los jóvenes pedían reformas democráticas, ha quebrado la estabilidad del reino, donde durante los últimos tres meses las protestas que recorren la región habían sido minoritarias y pacíficas.

Pero más allá de esa violencia ocurrida hace una semana, lo que de verdad preocupa a gobernantes, expertos y jordanos de a pie es que el ataque a los manifestantes por parte de grupos leales a la corona ha destapado la caja de los truenos de la tensión sectaria que divide el país en dos: por un lado los jordanos de origen palestino y por otro los llamados transjordanos, que a menudo se consideran los auténticos jordanos. “El genio ha salido de la botella”, sentencia un diplomático occidental.

  • “Queremos cambiar el régimen desde dentro”, dice un dirigente islamista

El rey Abdalá II ha llamado a la unidad y el Gobierno jordano reconoce estar “muy preocupado” ante la salida a la superficie de una cuestión “de la que es mejor no hablar”, reconoce en su despacho el ministro de Información, Taher Oduan.

Sostienen los manifestantes prorreformas que el miedo a la fractura social beneficia sobre todo a una persona: al rey, que emerge como el pegamento necesario para mantener unido el país, en un momento en el que los gritos a favor de limitar el poder de la corona se escuchan con fuerza.

Oduan niega que el Gobierno tenga relación con los eventos del viernes.

Los manifestantes, sin embargo, acusan a las autoridades de enviar matones leales al rey, procedentes de las provincias de mayoría transjordana, para apedrearles, conscientes, dicen, de que así avivarían las divisiones sectarias.

A pesar de que los jóvenes que forman la llamada Coalición 24 de Marzo, impulsores de las protestas, no son en su mayoría de origen palestino, sus demandas a favor de que “la autoridad emane del pueblo” y no de la corona pasan por otorgar mayor poder a la mayoría de la población jordana, de ese origen.

Perder los privilegios acumulados durante décadas es lo que temen los transjordanos, que copan los empleos públicos, el Ejército y las fuerzas de seguridad.

“La propaganda gubernamental dice que los manifestantes son todos palestinos que quieren hacerse con el país”, coincide el prestigioso analista jordano Mustafá Hamarne, quien explica que desde los setenta “el Estado se ha empeñado en excluir a los palestinos de los puestos oficiales”.

Ayuda a que el mensaje cuaje el que los islamistas formen parte de los grupos que se manifiestan y que en Jordania encuentran buena parte de su base electoral entre la población palestina. “No tenemos una relación formal con la Coalición 24 de Marzo, pero queremos las mismas reformas. Somos los únicos en todo el mundo árabe que no queremos derrocar al régimen, que queremos cambiarlo desde dentro”, explica en su casa Abdel Latif Arabiat, que preside el Consejo de la Shura de los Hermanos Musulmanes.

Los choques violentos del pasado viernes coincidieron con un giro en las protestas.

Fue cuando a los islamistas, sindicatos y partidos de izquierdas se sumó la Coalición 24 de Marzo, organizada a través de Facebook y que decidió acampar en una céntrica plaza de Ammán, emulando a los jóvenes cairotas.

Sufian Ahmad, diseñador gráfico de 25 años que luce una venda en la cabeza que cubre la herida que le produjo una pedrada el pasado viernes, cuenta que cuando llegaron los matones les empezaron a decir que se fueran a su país. Como otros jóvenes, Ahmad dice que no sabe si acudirá hoy a la manifestación de los viernes, porque teme que la brecha sectaria se agrave.

A su lado, Omar Abu Rasa, también de la Coalición 24 de Marzo, piensa que hay que ir “porque ese es precisamente el juego del Gobierno, infundir miedo para que la gente no salga a la calle”.

Mientras, el debate se calienta, con el recuerdo del sangriento Septiembre Negro en 1970, que enfrentó al Ejército jordano con las milicias palestinas.

Un miembro del partido de la oposición en Bahréin muere mientras estaba detenido

Kareem Fakhrawi, hombre de negocios chií, es el cuarto detenido que muere en los últimos días bajo custodia policial.- Una activista se declara en huelga de hambre por la detención de cuatro miembros de su familia

AGENCIAS – Manama – 13/04/2011

  • Kareem Fakhrawi, un miembro de Wefaq, el principal partido de la oposición de Bahréin, y hombre de negocios chií, murió ayer mientras se encontraba bajo custodia policial en Manama, la capital del reino-isla.

Las autoridades no han confirmado la causa de su fallecimiento y la televisión estatal no ha informado de los hechos. Con él, ya son cuatro los muertos en los últimos días cuando estaban detenidos, pero las autoridades niegan toda acusación de tortura o malos tratos policiales.

Una joven activista de 27 años, que asegura que su padre fue apaleado hasta quedarse inconsciente antes de llevárselo detenido, se ha declarado en huelga de hambre hasta que no le liberen a él y a otros tres familiares.

  • Mattar Mattar, miembro de Wefaq, explicó que Fakhrawi había acudido una semana antes a una comisaría a quejarse porque la policía estaba demoliendo su casa. El denunciante pasó a ser detenido, y, según su compañero de partido, “o estaba enfermo y no recibió tratamiento, o fue torturado”.

Desde el 16 de marzo, que comenzó la represión brutal de las protestas contra el régimen de la élite suní de Bahréin, el Gobierno, que cuenta con elapoyo de las fuerzas de seguridad de países gobernados por suníes, como Arabia Saudí y Emiratos Árabes Unidos, ha detenido a cientos de chiíes, ha sustituido a los editores de un periódico opositor y ha despedido a cientos de trabajadores por secundar una huelga el mes pasado.

Tras la detención el lunes de tres médicos chiíes y varios funcionarios del Ministerio de Educación, Mattar asegura que ya son al menos 453 los activistas u opositores que se encuentran bajo custodia policial. Calcula, sin embargo, que no todos se atreven a contactar con ellos, y que el número de detenidos “no debe ser menor de 600”, como informa Reuters. “Esto es uno de cada mil bahreiníes”, estimó Matta.

El Ejecutivo informó el lunes de que había dejado en libertad a 86 personas arrestadas bajo la ley marcial, mientras se estaban tomando “medidas legales” contra otros detenidos.

Activista en huelga de hambre

Zainab Al Khawaja, la hija de un conocido activista bahreiní -antiguo presidente de la organización pro-derechos humanos Bahrain Centre for Human Rights-, ha declarado que no volverá a comer hasta que liberen a su padre, a su marido, a su cuñado y a su tío. Los tres primeros fueron detenidos durante una redada en su domicilio el fin de semana, y su tío lleva tres semanas privado de libertad.

La activista anunció el comienzo de su protesta, la primera de este tipo desde el comienzo de la represión de las manifestaciones, mediante una carta que envió a Barack Obama, presidente de EE UU. “Elijo escribirle a usted y no a mi propio Gobierno porque el régimen de [Hamad bin Isa] Al Khalifa ha demostrado que no le importa ni nuestros derechos ni nuestras vidas”, escribió Al Khawaja en su misiva.

EE UU, cuya quinta flota está en Bahréin, no ha intervenido en absoluto para moderar la represión de las autoridades en el país, aparte de lanzar débiles críticas. Los analistas creen que Washington no quiere molestar a su rival, Irán, al otro lado del Golfo.

El Gobierno de Kuwait dimite para eludir la crisis de Bahréin

El emirato teme que los chiíes sean utilizados por Irán

ÁNGELES ESPINOSA – Dubái – 01/04/2011

  • El Gobierno de Kuwait dimitió ayer para evitar la comparecencia ante el Parlamento de tres de sus ministros, todos ellos miembros de la familia real.

La convocatoria por parte de los diputados se produce en medio de quejas por el retraso en las reformas políticas y económicas. Sin embargo, el temor de la monarquía era tener que responder sobre su actuación en la crisis del vecino Bahréin.

  • “El Gabinete ha decidido presentar su dimisión al emir… tras los recientes acontecimientos locales y sus efectos negativos para la unidad, la seguridad y la estabilidad nacionales”, declaró el ministro de Estado para Asuntos del Gabinete, Rudhan al Rudhan, citado por la agencia estatal de noticias, Kuna.

El emir aceptó anoche su renuncia.

Aunque dos de los ministros estaban convocados para tratar “irregularidades económicas y administrativas”, la cita al titular de Exteriores, el jeque Mohammad al Salem al Sabah, abría la puerta al delicado asunto de Bahréin. Así lo reconocía el diario Al Watan, propiedad de un miembro de la familia real, al señalar que el jefe de la diplomacia hubiera hecho frente a una interpelación que podría “provocar sectarismo o insultar a países amigos”.

“El Gobierno estaba dispuesto a afrontar cualquier pregunta excepto la de Saleh Ashour”, afirmaba el rotativo. Ashour es un diputado chií que acusa al jeque Mohammad de no haber estado a la altura durante la crisis de Bahréin.

La dinastía suní de ese país, tras un mes de protestas lideradas por la mayoría chií, pidió la ayuda de otros miembros del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) y recibió tropas de Arabia Saudí y Emiratos Árabes Unidos.

El Gobierno de Kuwait, una cuarta parte de cuyos nacionales son chiíes, prefirió no significarse aunque envió una patrulla marítima.

Varios centenares de kuwaitíes se manifestaron a primeros de marzo pidiendo el cambio del primer ministro y más libertades políticas, pero la protesta no alcanzó ni de lejos el nivel de Bahréin.

Las monarquías del Golfo temen que los chiíes se conviertan en instrumento al servicio de Irán, su rival ideológico y político.

La tensión en Yemen deja cinco muertos

ATLAS

2011-04-13

Cinco personas han muerto y otras 23 han resultado heridas este miércoles en la ola de protestas que ha tenido lugar en varias localidades de Yemen, donde los manifestantes han vuelto a exigir la dimisión del presidente, Alí Abdulá Saleh.

Dos personas han muerto en Saná, la capital yemení, donde se han producido enfrentamientos entre las fuerzas contrarias al gobierno y las leales al régimen.

Por otra parte, los choques entre unas y otras fuerzas se han extendido en otras cuatro ciudades del país, como Adén, Taiz, Ibb y Yafie.

En Adén, las fuerzas de seguridad han disparado contra los manifestantes, que han lanzado piedras a la Policía cuando trataban de retirar unas barricadas.

MIÉRCOLES, 13 DE ABRIL DE 2011 18:57 PDF Imprimir E-mail
Protesta en Yemen deja más muertos
Usar puntuación: / 0
MaloBueno
 

Cinco personas han muerto y 23 han resultado heridas este miércoles en una ola de protestas en varias localidades yemeníes que han reclamado la dimisión del presidente de Yemen, Alí Abdulá Salé.

Dos personas han muerto en Saná, la capital, y al menos cinco han sido heridas en enfrentamientos entre los militares detractores de Salé y los miembros de las fuerzas de seguridad leales al régimen. Decenas de miles de personas se han manifestado en esta ciudad para reclamar la dimisión del presidente.

La tensión continúa siendo elevada en las áreas colindantes al campamento donde las fuerzas del general del Ejército que se unió a las protestas, Ali Mohsen, están protegiendo a los manifestantes acampados junto a la Universidad de Saná.

“Lo que nos preocupa es que va a estallar una guerra entre nuestras Fuerzas Armadas que apoyan a la revolución y aquellos que respaldan la continuidad del presidente”, ha afirmado Ali Ahmen, un asistente a la manifestación de Saná. “En este punto, la revolución va a terminar y Yemen se va a convertir en Somalia tal y como quiere” Salé, ha añadido.

“Las fuerzas centrales de seguridad se enfrentaron con las tropas de la primera división acorazada”, ha informado fuentes militares. “Dos soldados murieron en el acto y otros cuatro se encuentran en estado crítico”, ha añadido. Uno de los fallecidos pertenecía a las fuerzas de Mohsen y el otro a las fuerzas leales a Salé.

Una fuente próxima al general renegado ha asegurado que las fuerzas progubernamentales habrían utilizado lanzagranadas y fusiles de asalto contra los soldados. Las tropas de Mohsen respondieron y mantuvieron un fuerte tiroteo con las fuerzas de seguridad durante una hora. Las fuerzas del presidente Salé se retiraron finalmente y el puesto de control de las fuerzas de Mohsen quedó intacto, según han sostenido las mismas fuentes.

Por otra parte, al menos dos personas han muerto por disparos el miércoles en la ciudad portuaria de Adén, en el sur, después de que las fuerzas de seguridad intentaran disolver con fuego real una manifestación contra Salé, según han informado testigos presenciales.

Francotiradores situados en tejados de edificios en dos barrios de Adén y la Policía han reprimido un intento de los manifestantes de irrumpir en una comisaría policial, ha relatado un activista.

“Se han desplegado francotiradores en las azoteas en los barrios de Mansura y Krater, y esto puede conducir a un brote violento”, ha añadido el activista en declaraciones bajo condición de anonimato.

Se han escuchado tiroteos esporádicos en Adén durante toda la mañana. En otros puntos de la ciudad, las fuerzas de seguridad habrían sacado a la calle vehículos blindados o equipados con cañones de agua a presión.

Asimismo, miles de personas han asistido a una protesta en Taiz, al sur de Saná, según ha informado la agencia de noticias estatal SABA, que ha atribuido a la oposición un ataque con una granada en el que ocho soldados han resultado heridos.

En la localidad de Ibb, al sur de la capital, la Policía y hombres armados vestidos de paisano han disparado a los manifestantes. Unos diez estudiantes han sido heridos, según han asegurado un líder de la protesta y un testigo presencial.

Además, un soldado ha muerto por disparos cuando ha tratado de evitar que hombres armados cogieran armas de un puesto de control en Yafie, una ciudad situada en la provincia de Lahej, en el sur del país.

 

14 abril, 2011 Posted by | Bahrein, revueltas islam, siria, YEMEN | , , , , , , , | Deja un comentario

ISRAEL SE PREPARA. TEMOR POR EFECTO DOMINÓ

Israel se prepara. Temor por el efecto dominó en Jordania, Siria y la ANP

PIP, 2 Febrero 2011

Israel prepara su estrategia frente a la posibilidad de tener que invadir a Egipto si la hermandad musulmana asume el poder popular tras la expulsión de Hosni Mubarak. En voz alta y con obsesiva posición colonial, el primer ministro israelí,  Benjamín Netanyahu,  pidió a Estados Unidos y a la comunidad internacional ‘garantías’ para Israel, cualquiera sea el nuevo gobierno de El Cairo y se lo presione a respetar  el tratado de paz firmado hace tres décadas en los Acuerdos de Camp David de 1979, entre el presidente egipcio Anwar Al Sadat -que le costó la vida por tabba, abdallah, netan y mubarak.jpgraición- y el premier israelí Menahem Beguin. Tratado que sigue siendo repudiado por el pueblo egipcio.

Su vicepresidente Hosni Mubarak, asumió el poder el 14/10/1981 y se comprometió con ese Acuerdo y lo mantuvo hasta el presente con relaciones de excelencia con la potencia ocupante, retribuido con millones de dólares anuales de parte de Estados Unidos.

Egipto, al igual que Israel, bloqueó y construyó un muro de Apartheid contra Gaza. Obligando a los palestinos a crear túneles desde Gaza a Egipto para abastecerse y romper el bloqueo sionista-egipcio. Estos túneles fueron cotidianamente bombardeados por los israelíes y gaseados por los egipcios.

El pasado lunes 31/1, las fuerzas israelíes se movilizaron a las fronteras con Egipto, incluyendo ilegalmente las fronteras de Gaza y Egipto y el presidente israelí Shimon Peres, autor de crímenes de lesa humanidad en Gaza, durante su encuentro con la canciller alemana, Angela Merkel, de visita oficial a Israel, Peres le recordó que “el movimiento palestino Hamas llegó al poder en virtud de un proceso de elecciones en los territorios palestinos”, agregando:

“La democracia no debe empezar y terminar sólo en elecciones.

La verdadera democracia empieza el día después de los comicios, garantizando los derechos humanos y mirando por el bienestar de los ciudadanos”.

Sin ética: La falta de ética moral de Peres, le hace olvidar las violaciones israelíes a los derechos humanos contra el pueblo palestino y el apoyo de Israel a la Autoridad Nacional Palestina-ANP para descabezar a Hamas del gobierno palestino, llevando un fuerte enfrentamiento inter-palestino.

Efecto dominó: Por temores a las consecuencias que derrocó el antidemocrático gobierno de Túnez, al igual que está sucediendo con el antidemocrático gobierno de Egipto, el rey jordano Abdallah II, otro gran aliado de Israel, para contener las primeras manifestaciones en su contra, destituyó al premier Samir Rifai, designando nuevamente en el cargo a Maruf al-Bajit, ex general y ex embajador jordano en Israel para formar un nuevo gobierno.

Por su parte, también el presidente sirio Bashar Al Assad, comenzó a dar instrucciones por los insipientes movimientos populares en las calles de Damasco.

Mientras, en Palestina ocupada, el premier de la ANP,  Salem Fayyed, de manera apresurada e insólita llamará a elecciones municipales el próximo martes, a pesar del temor del titular de la ANP, Mahmoud  Abbas, a una nueva victoria de su rival político Hamas, que en 2006 triunfó en las elecciones democráticas con el 67 por ciento de los votos, que gobierna actualmente solamente a la Franja de Gaza.

La ANP, había congelado hasta ahora la celebración de las nuevas elecciones presidenciales y legislativas, oficialmente convocadas en 2009 a nivel presidencial y en enero de 2010 a nivel legislativo.

Foto: Abbas, Netanyahu, Abdallah II y Mubarak.

Noticias: Palestinaفلسطين –  Cartoom: www.palestinacartoom.blogspot.com

_______________________________

2 febrero, 2011 Posted by | INTERNACIONAL, NOTICIAS | , , , , , , , , | Deja un comentario

Mubarak: ‘Será la Historia quien me juzgue’

EGIPTO El Ejército se pone del lado del ‘pueblo’ y se limita a garantizar la seguridad

Mubarak: ‘Será la Historia quien me juzgue’

111

El presidente egipcio no ha convencido a los manifestantes con su esperado discurso tras el acoso interno, con un millón de personas pidiendo su marcha en todo el país, y el externo, EEUU lo empuja hacia la salida.

Alrededor de un millón de personas se han congreador en la Plaza de Tahrir. | Efe | VEA MÁS IMÁGENESAlrededor de un millón de personas se han congreador en la Plaza de Tahrir. | Efe | VEA MÁS IMÁGENES 

ELMUNDO.es |

Actualizado miércoles 02/02/2011 01:17 horas

Ante las decenas de miles de egipcios siguen ocupando la céntrica Plaza de Tahrir en El Cairo pidiendo su salida, y la falta de apoyo exterior, el presidente egipcio, Hosni Mubarak, ha anunciado que no se presentará a las próximas elecciones presidenciales.

En un emocional discurso, con múltiples referencias a su trayectoria personal como soldado que había luchado por la libertad del país, Mubarak intentó presentarse como un hombre que “nunca ha buscado ocupar un cargo de tanta responsabilidad y poder”, a la vez que argumentaba que era el único con la “legitimidad” para liderar el proceso de transición.

Mubarak también se esforzó en presentar los últimos días como una época de pánico y caos, insistiendo en que “las manifestaciones que inicialmente fueron actos pacíficos celebrando la libertad expresión han sido explotados por quienes quieren acabar con legitimidad constitucional” y personas que se dedican a atacar “misiones diplomáticas, propiedades públicas y privadas”.

“Los incidentes de los últimos días nos han obligado escoger entre el caos y la estabilidad”, declaró el presidente egipcio a través de la televisión estatal. “Yo inmediatamente respondí a las peticiones del pueblo con la formación de un nuevo gobierno; instruí al vicepresidente para que hiciera contacto con la oposición para materializar estas demandas”.

“Sin embargo, ciertas fuerzas políticas han ignorado estos intentos de establecer un diálogo“, dijo Mubarak, haciendo referencia a la oposición. “En este momento decisivo, ellos han rechazado nuestra oferta”.

Intentando apaciguar el pueblo sin hacer daño a su sentido de honor propio, Mubarak aseguró que -pese a los 30 años que lleva en el cargo-“nunca” había pensado en presentarse a los próximos comicios electorales. “Hoy estoy incluso más dispuesto a abandonar mi cargo para asegurar la paz del país”.

Sin embargo, ese abandonó tendrá que esperar. El mandatario asegurar que no abandonará su cargo, ya que su deber es liderar “el proceso, como dicta la constitución”.

Aunque apeló al Parlamento para que debatir las enmiendas 66 y 67 de la constitución -las que limitan la participación de ciertos partidos políticos-, Mubarak dejó claro que no tiene intención de dejar el proceso de transición en manos de otros, y que no tiene previsto abandonar el país.

“Este es mi país. Este es el país que siempre he defendido, el país por el que he luchado y cuya tierra, soberanía e intereses he defendido. Y moriré en esta tierra”.

Mensaje personal de Obama

La declaración de Mubarak se hizo inevitable con la desaparición de su apoyo exterior. A última hora de la tarde se conoció el factor clave en el asunto: la Casa Blanca dio a conocer, a través de un mensaje trasmitido en persona al presidente egipcio, la retirada del apoyo de Barack Obama al régimen.

Fuentes diplomáticas indican que el enviado especial del Departamento de Estado, Frank G. Wisner, comunicó a Mubarak un mensaje de Obama, a través del cual el presidente estadounidense le decía que no debía presentarse a los comicios presidenciales del próximo otoño.

De ser así, el mensaje implica un cambio fundamental en la posición de Estados Unidos -el aliado más importante de Mubarak- ante las revueltas que han conmocionado el país durante la última semana, y cuyo objetivo fundamental es el fin del mandato del presidente egipcio.

Wisner, un ex embajador estadounidense en Egipcio y antiguo mediador en los conflictos de los Balcanes, dio a entender a Mubarak que tiene que abrir el paso a un proceso de transición que culmine con elecciones “libres y democráticas” en septiembre.

El proceso de transición

Todavía no se conoce si la “transición” que pide la Casa Blanca será llevada a cabo por un gobierno compuesto por los líderes de la oposición -quizá bajo la dirección del ‘candidato’ preferido de Washington,Mohamed El Baradei-, o por un gobierno formado por miembros del actual régimen, liderado por el nuevo vicepresidente, Omar Suleiman, como dicta la Constitución del país. La oposición ya ha indicado que no tiene interés en formar parte de un gobierno liderado por personas vinculadas a Mubarak.

Entretanto, las decenas de miles de egipcio de todas las edades, religiones y clases sociales que han reunido en la Plaza de Tahrir siguen en la calle. La reacción en la calle ha sido de rechazo al mensaje del presidente: cantan “¡que se vaya!” De nuevo, se ignora el toque de queda, y entre un ambiente festivo y patriótico muchos han levantado tiendas de campaña para pasar la noche al aire libre, esperando el final de la era Mubarak.

Enfrentamientos en Alejandría tras el discurso de Mubarak

Por su parte, Mohamed El Baradei cree que declaración de Mubarak es una “estrategia de engaño”.

Obama: ‘La transición en Egipto debe comenzar ya’

El presidente asegura que el propio Mubarak le ha reconocido que la situación es insostenible.

Manifestación en El Cairo

Miles de egipcios, en la plaza Tahrir de El Cairo durante la protesta pública que se ha desarrollado contra el régimen de Hosni Mubarak.- EFE

Egipto gritó este martes alto y claro “adiós, adiós Mubarak”. Centenares de miles o más de un millón de ciudadanos, el cálculo es imposible, salieron a la calle este martes en manifestaciones festivas para celebrar una recién conquistada libertad, evidente pese a la permanencia del dictador, y para reclamar que el presidente abandonara el país de forma inmediata. El apoyo a la reforma política expresado por el Ejército no permitía una vuelta atrás. Pero Mubarak, de casi 83 años y enfermo, se limitó a anunciar por televisión que no se presentaría a la reelección en septiembre, algo que no ha calmado la presión popular. “Moriré en la tierra de Egipto”, dijo.

GRAFICO – El Pais – 01-02-2011– EL PAÍS

Policías inspeccionados 

Ampliar

Protestas en Egipto FOTOS – AP – 31-01-2011

Policías inspeccionados. Un vehículo que traslada a policías egipcios es detenido en un puesto de control establecido por vecinos de un barrio de El Cairo, en uno de los extremos de un puente sobre El Nilo.- AP

  • Protestas en Egipto  - Policías inspeccionadosProtestas en Egipto  - Muestras de caroñoProtestas en Egipto  - Besando la banderaProtestas en Egipto  - Comercios cerradosProtestas en Egipto  - ManifestantesProtestas en Egipto  - Patrulla en el museo
.

1 de 75   retroceder avazar

    Nacimiento:  04-05-1928   Lugar:  Kufr el-Musailaha
    Nacimiento:  1942
    Lugar:
    Egipto

    Egipto A FONDO           Capital:  El Cairo.

    Gobierno:  República.     Población:  81,713,52 (est. 2008)

No solo los egipcios, sino el mundo, empezando por el presidente estadounidense Barack Obama, empujaban a Mubarak hacia la puerta de salida. Obama, quien mantuvo una conversación telefónica con el mandatario egipcio de media hora como reconoció en el discurso que ha realizado esta madrugada (hora española), envió al diplomático Frank Wisner, antiguo embajador en El Cairo, para instar al presidente egipcio a que renunciara a un nuevo mandato.

Septiembre, sin embargo, quedaba lejísimos. Además de renunciar a una improbable reelección, Mubarak afirmó en su alocución televisiva que había “escuchado a los jóvenes”, que tutelaría una reforma constitucional y una transición, y de nuevo se presentó como único dique “frente al caos”.

“Moriré en Egipto”, prometió, descartando la opción del exilio.

La multitud en la plaza cairota de Tahrir (plaza de la Libertad), reaccionó al discurso con gritos furiosos de “fuera, fuera” y con un lema claro “si él no se va, nosotros tampoco”.

Los presentes ya han anunciado nuevas marchas para el viernes y que no se van a mover de allí hasta que el protagonista de sus protestas abandone el poder. Pero para comprobar la auténtica repercusión de las palabras del presidente hay que esperar, sin embargo, a la jornada de hoy.

Mohamed el Baradei, ex director de la Organización Internacional de la Energía Atómica, premio Nobel de la Paz en 2005 y portavoz provisional de la plataforma de oposición, lanzó algo parecido a un ultimátum: habló del viernes como la fecha límite para que Mubarak y su familia se fueran de Egipto “para evitar un baño de sangre”.

Tras conocer el contenido del esperado discurso, el líder opositor que no quiso especular sobre la posibilidad de que se presente a las elecciones, lo calificó de “truco” para permanecer en el poder.

En su discurso, Mubarak anunció que permanecerá durante los próximos ocho meses al frente de un nuevo Gobierno -surgido a raíz de las protestas iniciadas hace ocho días- abierto al diálogo con todas las fuerzas y a las reformas democráticas. Pero la oposición se mantiene firme, y asegura que no va a establecer ningún diálogo con el Gobierno hasta la marcha de Mubarak. Toda la oposición, incluido los Hermanos Musulmanes, la gran fuerza islamista de Egipto, han llegado a un acuerdo basado en cuatro puntos: que Mubarak deje el poder, la disolución del Parlamento, una nueva Constitución, y, por último, la creación de un Gobierno de transición.

Mubarak aseguró que establecerá las medidas para una “transición pacífica del poder dentro de la Constitución”.

El mandatario también anunció que se dirige directamente a todos los egipcios para asumir sus responsabilidades, y ha avisado que no renunciará a “su deber”.

Tras las protestas masivas de este martes en el centro de El Cairo, el presidente egipcio aprovechó su discurso para denunciar los “actos lamentables” que según él se han producido en todo el país.

“La realidad obliga a ciudadanos y dirigentes a elegir entre el caos y la estabilidad”, afirmó.

El presidente de Estados Unidos, Barak Obama, fue más elástico con los plazos de la marcha de Mubarak pero le presionó para que anunciara reformas y se hiciera de lado tras el verano.

Quizá demasiado poco, demasiado tarde.

El influyente presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, John Kerry, fue rotundo: Mubarak y familia, dijo, debían “desaparecer de la ecuación”.

El rais se dirigió anoche por televisión a la nación para anunciar que no iba a presentarse en las presidenciales de septiembre. La sociedad egipcia comprobó, con orgullo y entusiasmo, que disfrutaba de un respaldo casi planetario.

Y que el Ejército estaba, al menos por el momento, con la gente.

En realidad, por más que se esforzara Mubarak, el asunto se había reducido a una cuestión de tiempo y formas.

El Ejército no deseaba desgarros internos ni una fuga humillante para el que durante 30 años fue su jefe y héroe. Washington pugnaba para que la revuelta desembocara en una evolución estable hacia una democracia egipcia más o menos controlada, que preservara la vocación prooccidental y los lazos (que ya nunca podrían ser tan intensos como bajo Mubarak) con Israel, y el jefe del Pentágono, Robert Gates, conferenció por teléfono con la cúpula militar egipcia para trazar un plan de acción.

EE UU, que subsidia a Egipto con más de 2.000 millones de dólares anuales, entre ayuda militar y civil, e Israel, un vecino muy inquieto por su seguridad en la era pos-Mubarak, apuestan por una transición pilotada por Omar Suleimán, el nuevo vicepresidente, un hombre que había dirigido los servicios secretos y en el que confiaban tanto Obama como Benjamín Netanyahu.

El temor de ambos radica probablemente en que la terquedad de Mubarak, empeñado en cumplir su mandato y evitarse la vergüenza del exilio, deteriore aún más la situación y condujera a una revolución de alcance imprevisible.

Durante la jornada circularon rumores sobre donde podría ir el faraón.

Uno de los hipotéticos destinos para el exilio de Mubarak podría ser Alemania, donde últimamente había recibido tratamiento contra el cáncer. La jefa del Gobierno, Angela Merkel, pudo invitarle a establecerse de forma indefinida en territorio alemán durante una llamada efectuada el lunes.

Desde la calle no era ya posible hacer más. La multitud desbordó como nunca la emblemática plaza de la Liberación, en El Cairo, gritando contra Mubarak en un tono que se había despojado de la exasperación violenta del viernes, cuando las batallas campales desfondaron a la policía, y había pasado a la impaciencia festiva.

Los centenares de miles que no pudieron acudir a la capital, por la paralización de los trenes, se manifestaron en Alejandría, Suez, Asuán, Mansur y otras ciudades.

Había muchas mujeres y niños y una completa ausencia de miedo, gracias al beneplácito expresado por los militares. En cierta forma, Mubarak se veía degradado desde la condición de enemigo del pueblo a la de simple estorbo, quizá lo más humillante para un dictador que fue todopoderoso durante tres décadas.

Presión económica

A la imparable revuelta popular se suma la presión económica. Egipto permanece paralizado desde el viernes, no funcionan ni Internet ni los bancos, el puerto de Alejandría no trabajaba, surgen problemas de desabastecimiento, millones de personas pierden sus ingresos cotidianos y las grandes empresas sufren una hemorragia de beneficios. La Agencia Moody’s ha degradado la deuda egipcia al nivel de BB, y pronostica un empeoramiento. El país no puede permitirse que la situación durara más tiempo. “Mubarak quiere hacernos un último favor arruinándonos”, dijo con sarcasmo Safik Tahiri, un ingeniero de 36 años empleado en el sector del gas, que se manifestaba en El Cairo junto a su familia.

Después de que el pasado lunes el Ejército considerara “legítimas las protestas” y anunciara que “no recurrirá al uso de la fuerza contra el pueblo”, el despliegue de soldados que se situó ayer alrededor de la plaza tuvo como misión canalizar la entrada de los miles de manifestantes. La gente se agolpó en torno a las dos únicas vías para acceder al recinto, porque las otras cinco calles que culminan en la plaza fueron cerradas por los soldados como medida de seguridad. Los uniformados se ciñeron a identificar a los manifestantes y a revisar mochilas y bolsas, pero en ningún momento utilizaron la fuerza.

Una posición común

Reino Unido tampoco ha tardado en posionarse. Siguiendo la misma idea expresada por Estados Unidos, un portavoz del primer ministro, David Cameron, ha subrayado que es “importante” para las autoridades egipcias “escuchar las demandas de su pueblo”.

Para Londres, el “cambio real” significa una “transición” con una administración “de amplio espectro que incluya a personas de la oposición”. “Está claro que (el cambio) aún no se está produciendo, y lo consideramos decepcionante”, ha dicho el portavoz de Downing Street.

A la cascada de peticiones de libertad se ha unido el primer ministro turco, el islamista moderado Recep Tayyip Erdogan, que ha recomendado a Mubarak que “escuche las demandas” de sus ciudadanos.

“Escucha las protestas y las demandas extremadamente humanistas de los ciudadanos”, ha señalado Erdogan durante un discurso ante los miembros del partido gobernante AKP. “Atiende sin dudarlo las demandas de libertad de los ciudadanos”, ha añadido.

REVUELTAS CONTRA LOS TIRANOS ÁRABES

Comentarios: 80 | ÓSCAR ABOU-KASSEM/AGENCIAS
Al Jazeera asegura que el objetivo del millón de personas se ha cumplido. El Baradei vuelve a pedir a Mubarak que se vaya si quiere evitar un baño de sangre.
Comentarios: 8
La alta comisionada en derechos humanos alaba la “pacífica y valerosa” iniciativa de la oposición.
Comentarios: 22
Abdulá pide a Marouf Bakhit formar un nuevo ejecutivo.
AL JAZEERA

2 febrero, 2011 Posted by | 1.-ISLAM, NOTICIAS | , , , , , , | Deja un comentario